Lunes 15 de Junio de 2020

MINISTERIO PUBLICO FISCAL / BARILOCHE
Tentativa de femicidio y otros, el Tribunal de Impugnación rechazó planteos

WhatsApp | Enviar por Mail | Copiar Enlace | Descargar Noticia

Atento al planteo realizado por el fiscal Tomás Soto en audiencia realizada mediante la plataforma zoom, el Tribunal de Impugnación, con sede en Viedma, rechazó la impugnación deducida por la defensa particular de un hombre condenado el 21 de noviembre de 2019 a 11 años de prisión efectiva por los delitos de tentativa de femicidio y otros.

En la misma y ante el tribunal conformado por los jueces Rita Custet Llambi, Adrián Fernando Zimmermann y Carlos Mohamed Mussiel defensor particular del acusado requería la posibilidad de su excarcelación o en su defecto ejecutar la condena con la modalidad de prisión domiciliaria mediante el uso de tobillera electromagnética, en virtud de la situación sanitaria que es de público conocimiento a raíz del COVID 19 y de la ausencia de riesgos procesales. Agregó a ello la recusación de una las integrantes del tribunal que emitió la sentencia en el mes denoviembre, por entender que la misma militaba en una organización feminista.

La fiscalía rechazó de plano los argumentos entendiendo en primer lugar con respecto a la excarcelación, que la misma es extemporánea, dado que la última audiencia se realizó en diciembre y además porque la defensa no invocó ni demostró ninguna circunstancia que indique que el riesgo procesal ha variado.

Con respecto a la modalidad de ejecución domiciliaria,el representante del Ministerio Público Fiscal, manifestó que el pedido no encuadra en ninguno de los supuestos del Artículo 114 del código procesal de la provincia. A lo que agregó que el acusado no se incluye en el grupo de riesgo ni padece patología alguna y al momento de la audiencia no existía ningún caso de COVID- 19 positivo.

Adicionó Soto que la víctima denunció ser contactada en la actualidad, de un número identificado como propiedad del acusado; lo cual fue debidamente investigado.

A lo cual el Tribunal de Impugnación rechazó el recurso interpuesto con los planteos antes mencionados, recalcando que el riesgo procesal existe y no ha variado al momento.

Cabe recordar que en el mes de abril de este año, el mismo Tribunal confirmó la sentencia de primera instancia que dictaron los magistrados Romina Martini, Marcelo Chironi y Sergio Pichetto, en la cual condenanron a once años de prisión por los hechos por los que fue imputado encuadrados legalmente como daño, amenaza, tentativa de femicidio en concurso ideal con portación de arma de fuego de guerra de uso abuso civil condicional -tres hechos que concurren materialmente entre sí-, de conformidad a lo establecido por los artículos 42, 45, 54, 55, 80 inciso 11, 149 bis y 189 bis del Código Penal y 191 del Código Procesal Penal de la Provincia de Río Negro.

"En suma, no encuentro elementos que sostengan los argumentos de la defensa y permitan demostrar la arbitrariedad de la sentencia. El dolo de matar se encuentra debidamente acreditado y no existió desistimiento voluntario alguno desde que San Martín se constituyó próximo a la ventana verificó la presencia de Maragaño para luego apuntar y disparar, y salir huyendo ante la presencia de los perros y la irrupción de Castro. Por lo cual el argumento defensista no tiene cabida más que en el marco de una mera discrepancia en interpretación subjetiva", reza la sentencia.

Hechos objeto de la acusación
Cabe recordar que el hombre fue acusado de dos hechos, el primero de ellos cuando se presentó en la casa de la víctima y quebró con un fuerte golpe de puño uno de los vidrios de la vivienda. Regresó unos minutos después y rompió los vidrios de la casa a piedrazos, retirándose del lugar antes de que ingrese personal policial.

El otro hecho que se le adjudicó es el ocurrido desde el día 14 de abril de 2019 a las 21.30 horas hasta el día 15 de abril de 2019 a las 00,10 horas aproximadamente, en el mismo domicilio. Previamente la víctima recibió un llamado donde la insultó y la amenazó. Más tarde, mientras la mujer colgaba ropa en la cocina, cerca de la ventana que da al exterior, el imputado efectuó un disparo con un arma de fuego con intenciones de darle muerte. El imputado se dio a la fuga y minutos después personal policial logró interceptarlo y detenerlo a bordo del vehículo que conducía; procediendo al secuestro de un arma de fuego de hombro que tenía en su poder.


Lunes 15 de Junio de 2020
MINISTERIO PUBLICO FISCAL / BARILOCHE
Tentativa de femicidio y otros, el Tribunal de Impugnación rechazó planteos
WhatsApp | Enviar por Mail | Copiar Enlace | Descargar Noticia

Atento al planteo realizado por el fiscal Tomás Soto en audiencia realizada mediante la plataforma zoom, el Tribunal de Impugnación, con sede en Viedma, rechazó la impugnación deducida por la defensa particular de un hombre condenado el 21 de noviembre de 2019 a 11 años de prisión efectiva por los delitos de tentativa de femicidio y otros.

En la misma y ante el tribunal conformado por los jueces Rita Custet Llambi, Adrián Fernando Zimmermann y Carlos Mohamed Mussiel defensor particular del acusado requería la posibilidad de su excarcelación o en su defecto ejecutar la condena con la modalidad de prisión domiciliaria mediante el uso de tobillera electromagnética, en virtud de la situación sanitaria que es de público conocimiento a raíz del COVID 19 y de la ausencia de riesgos procesales. Agregó a ello la recusación de una las integrantes del tribunal que emitió la sentencia en el mes denoviembre, por entender que la misma militaba en una organización feminista.

La fiscalía rechazó de plano los argumentos entendiendo en primer lugar con respecto a la excarcelación, que la misma es extemporánea, dado que la última audiencia se realizó en diciembre y además porque la defensa no invocó ni demostró ninguna circunstancia que indique que el riesgo procesal ha variado.

Con respecto a la modalidad de ejecución domiciliaria,el representante del Ministerio Público Fiscal, manifestó que el pedido no encuadra en ninguno de los supuestos del Artículo 114 del código procesal de la provincia. A lo que agregó que el acusado no se incluye en el grupo de riesgo ni padece patología alguna y al momento de la audiencia no existía ningún caso de COVID- 19 positivo.

Adicionó Soto que la víctima denunció ser contactada en la actualidad, de un número identificado como propiedad del acusado; lo cual fue debidamente investigado.

A lo cual el Tribunal de Impugnación rechazó el recurso interpuesto con los planteos antes mencionados, recalcando que el riesgo procesal existe y no ha variado al momento.

Cabe recordar que en el mes de abril de este año, el mismo Tribunal confirmó la sentencia de primera instancia que dictaron los magistrados Romina Martini, Marcelo Chironi y Sergio Pichetto, en la cual condenanron a once años de prisión por los hechos por los que fue imputado encuadrados legalmente como daño, amenaza, tentativa de femicidio en concurso ideal con portación de arma de fuego de guerra de uso abuso civil condicional -tres hechos que concurren materialmente entre sí-, de conformidad a lo establecido por los artículos 42, 45, 54, 55, 80 inciso 11, 149 bis y 189 bis del Código Penal y 191 del Código Procesal Penal de la Provincia de Río Negro.

"En suma, no encuentro elementos que sostengan los argumentos de la defensa y permitan demostrar la arbitrariedad de la sentencia. El dolo de matar se encuentra debidamente acreditado y no existió desistimiento voluntario alguno desde que San Martín se constituyó próximo a la ventana verificó la presencia de Maragaño para luego apuntar y disparar, y salir huyendo ante la presencia de los perros y la irrupción de Castro. Por lo cual el argumento defensista no tiene cabida más que en el marco de una mera discrepancia en interpretación subjetiva", reza la sentencia.

Hechos objeto de la acusación
Cabe recordar que el hombre fue acusado de dos hechos, el primero de ellos cuando se presentó en la casa de la víctima y quebró con un fuerte golpe de puño uno de los vidrios de la vivienda. Regresó unos minutos después y rompió los vidrios de la casa a piedrazos, retirándose del lugar antes de que ingrese personal policial.

El otro hecho que se le adjudicó es el ocurrido desde el día 14 de abril de 2019 a las 21.30 horas hasta el día 15 de abril de 2019 a las 00,10 horas aproximadamente, en el mismo domicilio. Previamente la víctima recibió un llamado donde la insultó y la amenazó. Más tarde, mientras la mujer colgaba ropa en la cocina, cerca de la ventana que da al exterior, el imputado efectuó un disparo con un arma de fuego con intenciones de darle muerte. El imputado se dio a la fuga y minutos después personal policial logró interceptarlo y detenerlo a bordo del vehículo que conducía; procediendo al secuestro de un arma de fuego de hombro que tenía en su poder.